Lunes, 02 Octubre 2017

Curbelo: “La batalla del primero de octubre ha generado un fracaso de la política con mayúsculas”

  CP Política
Valora este artículo
(1 Voto)

Canarias Plural_

CP Política

 

El portavoz de  ASG, Casimiro Curbelo, lamenta que “el paripé del referéndum haya dejado una fractura social que tardará años en curarse” y pide que las partes implicadas busquen la forma de reconstruir los puentes

 

El portavoz de Agrupación Socialista Gomera (ASG) en el Parlamento de Canarias, Casimiro Curbelo, se ha mostrado contundente respecto a la celebración de ayer del referéndum de independencia en Cataluña, anulado por el Tribunal Constitucional. Al respecto, ha denunciado que “las primeras víctimas de toda esta farsa son los ciudadanos catalanes” y lamentó que “esta batalla del primero de octubre haya generado un fracaso de la política con mayúsculas”.

Para Curbelo, todo este proceso ha sido una pinza de errores encadenados y de estrategias poco responsables que han dejado una fractura en la sociedad catalana que tardará años en curarse. “Por ello, los distintos grupos parlamentarios deben buscar la forma de reconstruir los puentes derribados a través del diálogo y la negociación política”, comenta.

Curbelo reconoce que es posible que el diálogo y la iniciativa política no bastaran para evitar este choque de trenes pero asegura que “sin duda alguna, habría permitido que la jornada de ayer transcurriera de otra manera, evitando las imágenes de violencia que estremecieron ayer a todos los españoles”.

Por otra parte, Curbelo avisa que los problemas, “lejos de terminar, se han acrecentado con la declaración de Carles Puigdemont sobre la soberanía de Cataluña en los próximos días”.

Asimismo, recuerda que los independentistas debieron buscar y encontrar otros cauces para hacer valer su demanda de mayor autogobierno “pero en ningún caso puede sentarse el precedente de que la Carta Magna sea un marco de usar o tirar en función de las urgencias de cada cual”.

Por último, lamentó el error que se ha cometido al no aplicar el artículo 155 de la Constitución Española porque, a su parecer, “había más que motivos suficientes para ello”.